Antonio Lizana estrena la grandeza flamenca de su Oriente en Madrid

  • Publicado en Noticias
Antonio Lizana estrena la grandeza flamenca de su Oriente en Madrid

El esperado concierto de presentación en Madrid de Oriente, el nuevo proyecto de Antonio Lizana, sucederá el martes 20 de junio en el Teatro Nuevo Apolo.

Después del primer estreno en la Plaza de San Antonio de Cádiz, en los últimos carnavales, llega el concierto de presentación en Madrid de Oriente, el nuevo álbum de Antonio Lizana editado por Sony Music Spain. Será el martes 20 de junio, a partir de las 20:30 horas, en el Teatro Nuevo Apolo, con las entradas ya a la venta anticipada en proticketing.com

Antonio Lizana, saxofonista, cantaor y creador de canciones, que tras dejar atrás un centenar largo de actuaciones de la gira de su anterior álbum, Quimeras del Mar, se metió en el estudio para preparar los once temas que ahora trae debajo del brazo. Es Oriente, el tercer trabajo del músico de San Fernando, un disco que se lanza a una ampliación del catálogo de sonidos que enriquecen ese concepto único que le caracteriza.

Los escenarios son el gran laboratorio de estilo de Lizana. Desde su debut discográfico en 2012 como Antonio Lizana con De Viento, ha recorrido innumerables salas y festivales de jazz, ofreciendo siempre un directo que es más que un concierto; es un espectáculo vibrante y lleno de intensidad, que oscila de lo solemne a la fiesta, de la meditación al baile y de Cádiz a Nueva York. Su siguiente trabajo, Quimeras del Mar (2015), con aquella portada abierta hacia la bahía desde la misma alameda que se abre frente al balcón de Monte Mures, fue un viaje a través del jazz guiado por la inspiración del flamenco, un álbum que afianzó ese concepto suyo que él eleva a la categoría de género. Quimeras del Mar fue la excusa perfecta para viajar de escenario en escenario. 104 actuaciones después, Lizana se despidió de la gira y al día siguiente se encerraba en el estudio para comenzar a trabajar en este Oriente con el que ahora regresa.

A Lizana le ha salido un disco abierto a nuevos sonidos, un paso adelante no solo en lo musical, sino también en su implicación social. Fronteras, el tema que abre el álbum, es el mejor ejemplo. “Fronteras pintadas al azar, el tiempo las volverá a borrar”, canta en el estribillo de una canción con reminiscencias árabes, pero sin perder, como en ninguna de sus canciones, el sello flamenco de su voz como cantaor ni el dominio jazz que lideran los instrumentos de viento que él interpreta.

En Oriente también crece el de San Fernando como cantante, hasta el punto de que cada vez es más difícil saber si estamos ante un saxofonista que canta o ante un cantaor que toca el saxo. La respuesta tal vez la tenga Javier Ruibal, que sostiene que Antonio Lizana es ambas cosas a un tiempo, y que las practica con una gracia y coherencia “muy difíciles de emular”.